:x :x :x

Un día platicándo, comentamos los práctico que podía ser aprender él lenguaje de moda, solo bastaba decir “Ok, lo aprenderé” y listo básicamente lo aprendía en breve, luego te lo enseñaba y te encargabas de darme aliento para seguir con ello, perfeccionarlo o aprender algo más. Tu interés en lo que hacía era legítimo y eso hacía que cualquier cosa fuese fácil de hacer, de aprender, de sobrellevar, de soportar de decidir. Todo era tan fácil a tu lado. Ahora parece que no puede hacer nada, nada tiene sentido nada me interesa, no legítimamente. Había estado tan concentrado en pensar en todo lo que perdí y no me había dado tiempo de sentir lo mucho que te extraño.  No es cuantificable.